In Ictu Oculi

Recetario para los nuevos tiempos

La metáfora del espejo

Después del revolucionario diseño de los “sticks” para el té que puse hace unos días, os coloco este otro vídeo donde se nos muestra una especie de espejo inteligente que permite incorporar a la estructura imágenes, música y textos a elegir por el propio usuario. Ha sido creado por estudiantes de la Universidad de Waterloo.

Sinceramente, ¿quién no ha soñado alguna vez con aprovechar el tiempo que se gasta en el afeitado? ¿qué mejor que leer un buen libro de poemas mientras nos rasuramos la barba? El futuro ante nosotros.

Por cierto, la entrada real de hoy está justo debajo de esta. Un saludo y disfruten del espejo.

Anuncios

6 Respuestas a “La metáfora del espejo

  1. Vázquez 9 abril 2007 en 10:47 pm

    No, a mí este espejo no me gusta nada. ¿Estás seguro, Buentes, de que no te cortarías leyendo un libro mientras te afeitas? No sé, no le veo la utilidad como espejo… ¿Y os imagináis a una mujer dándose rime en las pestañas a la vez que lee el periódico? Yo no, de ninguna manera.

  2. Buentes 9 abril 2007 en 10:50 pm

    jajajajaja, a mí me encanta Vázquez. Eso de poder leer yo que sé, un libro interesante mientras se está afeitando uno… además mira, se resuelve el problema de las letras de las canciones en las duchas. Pones la cancion en el cristal y la letra tambien y ala!!1 ya lo tienes todo!!1 en ingles, aleman, japones, español… lo que te echen!!!

  3. Jesu 10 abril 2007 en 3:07 pm

    Una pregunta: ¿por qué si el aparato este ha sido diseñado por estudiantes de la Universidad de Waterloo, son todos orientales? Quizá esto tenga conexión con lo que afirmas en tu anterior entrada, y sea verdad que van a tener que venir los japoneses a explotar los recursos y las posibilidades que se nos brindan aquí y que pocos jóvenes queremos aprovechar.

    Y bueno, en relación al chismajo ese… me parece una completa jilipollez. Un gasto absurdo de dinero. No se puede leer apenas, y te distrae y te impide concentrarte en cualquiera de las dos cosas que pretendas hacer.

    La solución al problema que tu apuntas al final de la entrada, el del tiempo perdido mientras te afeitas, es muy sencilla, y yo la descubrí hace años: la solución perfecta es, simple y llanamente, no afeitarse. :mrgreen:

  4. Buentes 10 abril 2007 en 3:30 pm

    Nada, que no te gustan los aparatitos que enseño en este blogg… jajajaja. Pues mira, a mí sí. Qué gozada poder releerme “El hombre que fue jueves” escuchando algo de música, por ejemplo Núñez, mientras me afeito. O ir cantando canciones con la letra que el cristalito me pone, anda que no. Me encanta!!! Yo quiero uno (o dos) Jesu regálamelo para mi cumpleaños anda!!!

  5. Jesu 10 abril 2007 en 3:36 pm

    ¿Cuánto cuesta un chisme de esos? Bueno, venga, vale. Yo te regalo uno, pero si tú me regalas a mí un MP4. :D

  6. Buentes 10 abril 2007 en 3:38 pm

    Venga vale!!! Por cierto, ya te vale, la gente te envía sms y tú no respondes ni con toques, eh??? Abusón…

    PD: … y eskakeao!!! jajajajaja

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: